ERGONOMIA Y DIMENSIONES

ERGONOMIA Y DIMENSIONES

PLANIFICACIÓN

   Una buena planificación es sinónimo de éxito. Que la dimensión de los muebles y electrodomésticos estén armónicamente en sintonía con el espacio del que se dispone en la cocina.

   Como es obvio, existen diferentes diseños de cocina, que en función del tamaño y del corte de la habitación, responden al principio denominado Triángulo de Trabajo, como distribución y planificación eficaz y cómoda, fregadero, nevera y la zona de cocción. 

   Durante la planificación debemos tener en cuenta, que personas trabajan en la cocina y con que frecuencia, para adaptar por ejemplo, la altura de la encimera a las necesidades de esta persona, y así prevenir molestias y daños, tanto lumbares como cervicales. Un  tercio  de  la  población  española  padece  dolores agudos  de  espalda,  el  70%  por  lo  menos  una  vez  al año.  Una  altura  de  trabajo  ergonómicamente  correcta se traduce en una descarga y una ayuda efectiva en el día a día para personas con y sin dolores de espalda. Además, la medida también es preventiva. 

   Una altura de encimera de entre 10 a 15 cm por debajo de la altura del codo, se considera optima. Una inclinación del cuerpo de >20º es el valor límite aceptable. Con un ángulo del hombro >75º, se ha identificado el área todavía admisible. Para cada persona existe una altura individual e ideal de trabajo, que permite trabajar cuidando la espalda. Esa altura optima, y recomendable se encuentra a 10-15 cm bajo la altura del codo. 

ESPACIO MÍNIMO DE TRABAJO ENTRE PLACA DE COCCIÓN Y FREGADERO

   Entre la placa de cocina y el fregadero debe quedar una distancia mínima de 60 cm. Aunque dada  la  importancia  de  esta  superficie  en  el  proceso  de  trabajo  sería  recomendable  una anchura de 90 cms.

DISTRIBUCIÓN

   Una organización bien pensada de los electrodomésticos y del espacio, orientada a la funcionalidad y al diseño, contribuyen a que el trabajo sea fluido. 

EN LINEA, necesitaremos una longitud mínima de 3.60 m, para una buena funcionalidad. 

EN DOS FILAS, longitud mínima de 1.20 entre las dos líneas, para una buena apertura de las puertas a ambos lados. 

EN L, perfecta para reservar un espacio como comedor o que sirva como península, abierta al resto de cocina o salón.

EN U, anchura mínima de 1.80 m para una comodidad y funcionalidad óptima. 

EN ISLA, una anchura mínima de 1.20 m.

Publicaciones Relacionadas:

Deja un comentario

Todos los campos son obligatorios

Tipo de código